Aleteia logoAleteia logoAleteia
martes 21 mayo |
Aleteia logo
Viajes
separateurCreated with Sketch.

Senderos de las Iglesias de Malta: Un tapiz espiritual mediterráneo

Ta-Giezu-Crucifix-Malta.jpg

Courtesy of the Archdiocese of Malta. Photo by Ian Noel Pace

Daniel Esparza - Jean Pierre Fava - MTA - Malta Tourism Authority - publicado el 13/11/23

La Fundación del Patrimonio Cultural de la Arquidiócesis de Malta ha lanzado recientemente la iniciativa Church Trails, que incluye iglesias ya frecuentadas e introduce algunas menos populares entre peregrinos y turistas

Algunos afirman que Malta es una gran iglesia. Pero aunque hay mucho de cierto en ello, también es cierto que esta única gran iglesia es sorprendentemente diversa. Es, por así decirlo, un notable mosaico de más de 2 mil años de antigüedad (el cristianismo en Malta es tan antiguo como en Éfeso, Roma o la propia Jerusalén), y cada pequeña tesela del mosaico resulta ser igualmente importante, interesante, cautivadora. Los peregrinos que recorran los senderos malteses y gozitanos pronto se encontrarán frente a una iglesia altomedieval, una magnífica catedral barroca, una catacumba paleocristiana o los lugares asociados al naufragio de San Pablo en Malta, según se relata en el Libro de los Hechos.

Por ello, la campiña maltesa y gozitana está generosamente salpicada de innumerables capillas antiguas, cada una con su propia historia, imágenes, tesoros arquitectónicos y artísticos y, lo que es quizá más importante, comunidades de culto activas. De hecho, no hay ninguna otra tierra cristiana en Europa Occidental que pueda presumir de un número tan elevado de capillas por kilómetro cuadrado. Algunos incluso han intentado contarlas, y la cifra supera las 365 iglesias en total, incluidos los santuarios mayores. Naturalmente, los malteses suelen bromear diciendo que podrían asistir a misa en una iglesia distinta cada día del año si quisieran. Lo que podría parecer una exageración piadosa bastante encantadora (uno no puede dejar de preguntarse por qué tantas iglesias en un país que es 2,5 veces más pequeño que la ciudad de Nueva York) tiene sentido si tenemos en cuenta dos factores principales. Por un lado, Malta es el país europeo con mayor densidad de población, con algo menos de mil 300 personas por kilómetro cuadrado. Por otro lado, es también el país con el mayor porcentaje de católicos de todo el continente: casi el 98% de los malteses son orgullosamente católicos.

Saint-Publius-Bishop-of-Malta.jpg
San Publio, el primer obispo de Malta, fue gobernador romano de la isla. 
Según la tradición cristiana maltesa, su conversión tras conocer a San Pablo llevó a que Malta fuera la primera nación cristiana de Occidente.

Los malteses y los gozitanos siempre han sentido un amor inquebrantable por su fe católica. Si bien es cierto, como explica el profesor Stanley Fiorini, que “el cristianismo en las islas no se extendió como el fuego” y que “encontramos pruebas de que a las religiones paganas aún les iba bien en el siglo II”, también lo es que, tras el Edicto de Milán de Constantino en 313, la “nueva religión” (es decir, el cristianismo) se hizo no solo viable, sino predominante en todo el archipiélago. Cada asentamiento tenía al menos una iglesia, algunas de ellas construidas sobre antiguos templos paganos.

Sin embargo, muchas otras iglesias y capillas, como las de Bir Miftuħ y Ħal Millieri, se encuentran solas en campo abierto. Varias de estas capillas parecen ahora aisladas porque los pueblos asociados a ellas fueron abandonados hace siglos, pero otras capillas fueron, y siguen siendo, construidas a propósito en lugares remotos, como las de los acantilados de Dingli, o en valles muy fértiles como el de Wied l-Lunzjata, en Gozo.

Casi todas las capillas, en su rústica sencillez, cuentan historias diferentes. Lo mismo ocurre con las numerosas iglesias de Malta y Gozo, impresionantes y solemnemente majestuosas. Y ahora, hay senderos que las unen a todas para que los peregrinos del archipiélago puedan atesorar el patrimonio eclesiástico, cultural y espiritual de Malta.

Los “Church Trails” de Malta

Las peregrinaciones, los itinerarios religiosos y las caminatas permiten a los creyentes embarcarse en un viaje físico y espiritual a un lugar sagrado asociado a acontecimientos religiosos, vidas de santos, reliquias o lugares de culto primitivos. En Malta, todo ello confluye a la perfección.

El propio Jesús emprendió varios viajes significativos, incluida su peregrinación a Jerusalén para la Pascua y su posterior crucifixión y resurrección. Los discípulos, siguiendo el ejemplo de Jesús, se embarcaron en viajes misioneros, difundiendo el mensaje del Evangelio y estableciendo comunidades cristianas. Uno de estos primeros discípulos, el propio Pablo, naufragó frente a la costa noroccidental de Malta y pasó allí los innavegables meses de invierno. Durante su estancia estableció las raíces mismas del cristianismo maltés.

La MTA y XirCammini han revivido y desarrollado caminos históricos y no históricos y rutas religiosas, que son una invitación a embarcarse en un viaje de descubrimiento espiritual. En total, hay (por ahora) seis caminos de peregrinación diferentes, uno de los cuales forma parte del legendario Camino de Santiago.

Church-Trails-Malta
Se han restaurado y conservado varias iglesias, sus tesoros y obras de arte, y se han creado senderos, a través de un proyecto apoyado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional.

Además de estos caminos ya existentes, la Fundación del Patrimonio Cultural de la Arquidiócesis de Malta ha lanzado recientemente la iniciativa Church Trails. Se han restaurado y conservado varias iglesias, sus tesoros y obras de arte, y se han creado senderos, mediante un proyecto apoyado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional. Church Trails refuerza la posición de iglesias ya frecuentadas e introduce otras menos populares entre los turistas.

Además, estos senderos ofrecen a los visitantes la oportunidad de organizar su propio recorrido, pero también de explorar rutas y lugares marianos y paulinos alternativos, donde se fomenta, conserva y difunde una profunda devoción a la Santísima Virgen María y a San Pablo.

Asimismo, la Ruta del Patrimonio Eclesiástico de Gozo es un viaje extraordinario, que abarca 13 lugares distintos e iniciativas dedicadas a la conservación y preservación de iglesias, reliquias religiosas y lugares del patrimonio cultural religioso. El proyecto ofrece incluso un portal en línea, que proporciona información sobre cada lugar para que tanto peregrinos como turistas puedan planificar su viaje según sus preferencias. Estos lugares también ofrecen una oportunidad única de profundizar en los esfuerzos de restauración y conservación. Es un sendero que desvela el rico tapiz de la historia religiosa de Gozo, invitando a ser testigo de la belleza y el significado de estos preciados lugares.

Tres senderos diferentes

Los Caminos de la Iglesia pueden dividirse en tres zonas principales: Norte, Centro y Sur. En consecuencia, se designaron los Senderos Norte, Centro y Sur como las zonas geográficas para agrupar las áreas. El proyecto general se centra en los bienes culturales y las tradiciones religiosas, incluida la restauración de las estructuras externas de iglesias y capillas, la conservación de obras de arte, la restauración de artefactos y la valorización de artefactos históricos religiosos.

Como ejemplo de los muchos tesoros espirituales y culturales que abarcan estos caminos, cuando los peregrinos recorren el Camino del Norte, entran en la Ciudad Silenciosa de Mdina. Allí les espera la imponente Catedral Metropolitana de San Pablo. Aunque la catedral actual fue diseñada por el arquitecto maltés Lorenzo Gafà en el siglo XVII, la tradición afirma que ya existía allí una iglesia cristiana muy primitiva: algunos afirman que éste es el lugar donde estuvo la casa de Publio, el gobernador romano de Malta que luego se convertiría en su primer obispo.

The-facade-of-the-imposing-Mdina-Cathedral-_-Courtesy-of-the-Archdiocese-of-Malta-.jpeg
Courtesy of the Archdiocese of Malta | Photo by Ian Noel Pace

La Ruta Central también presume de sus propios tesoros, entre ellos la iglesia parroquial de San Gregorio Magno de Sliema, una iglesia de estilo románico que en realidad se construyó en el siglo XX gracias a la iniciativa y los esfuerzos del arzobispo Mauro Caruana. Durante la Primera Guerra Mundial, Caruana observó que los militares británicos heridos se recuperaban en Sliema y se comprometió a construir una iglesia cerca del hospital para que también pudieran recuperarse espiritualmente. Caruana, que era monje benedictino, decidió dedicar la iglesia al santo que contribuyó a la cristianización de Inglaterra. Él mismo pagó el terreno sobre el que se construyó la iglesia, así como la propia iglesia. Está enterrado en el crucero bajo la cúpula, con su lápida funeraria marcada por su escudo episcopal.

Por último, la Ruta del Sur pasa por el Palacio Arzobispal de La Valeta,uno de los muchos edificios barrocos notables del Archipiélago. Se construyó entre 1622 y 1632, siguiendo un diseño tradicionalmente atribuido al arquitecto y escultor maltés Tommaso Dingli. En el siglo XVIII, su fachada se embelleció con un magnífico pórtico barroco, en consonancia con las tendencias contemporáneas de la arquitectura cívica. Se construyó como residencia del obispo, más tarde arzobispo de Malta, y como centro administrativo de la diócesis de Malta. Siguió cumpliendo ambas funciones hasta finales del siglo XX.

Este contenido ha sido elaborado en colaboración con la Autoridad de Turismo de Malta.

Tags:
maltaperegrinación
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.